domingo, 4 de febrero de 2018

RAYOS DE SOL EN INVIERNO

"Frío polar", nada menos, dicen los informes meteorológicos de estos días de Enero. Hielo, nieve y viento hasta en Canarias. Así es que hay dos opciones; ó abrigarse bién y hacer vida normal aunque caigan chuzos de punta, ó como en mi caso, buscar en mi archivo fotos de invierno, pero de días menos terribles.
Y me encuentro alguna como esta donde la playa desierta invita a pasear su orilla, contemplar el vacío a pesar de la fama de playas abarrotadas de veraneantes, y en fin buscar motivos para alimentar el instinto depredador del cazador de imágenes.
Mirando a un lado, la silueta inconfundible de Benidorm, y a mi espalda....sintiendo el calor del sol sobre mi espalda vestida de negro.
La camiseta negra se recalienta con el tibio sol casi navideño y me incita a cazarlo para exhibirlo cuando lo estime oportuno. Y va a ser ahora.
Ahora que me acuerdo de ese consejo fotográfico, que probablemente sea el mas repetido por todo el mundo: "Para fotografiar evitar el sol en la toma y dejarlo siempre a la espalda del fotógrafo"
Pero claro; esta norma es para no pecar, pero lo divertido casi siempre es transgredir la norma, y hoy toca pecar. Por buscar contraluces y sombras ó solo por incordiar y pasar los limites con la técnica.
O ¿por que no? por casualidad. ¿A quien no le ha salido una foto como esta sin saber ni como?.
Dejemos al astro rey descansando en la palmera, y supongamos el tremendo interés de repente por repetir la toma cuando uno quiera
Lo primero es darse cuenta de que el sol ocupa una pequeñísima parte del fotograma. Lo que indica que en la cámara hay un objetivo gran angular puesto. Por eso el sol queda mucho mas lejos aparentemente de lo que está en realidad. Como la isla de Benidorm que se ve-de milagro- entre los troncos de palmera.
¿Y los famosos rayos de sol?. Aunque podría pensarse en que las hojas de la palmera hagan de filtro y den ese efecto, en realidad es interno de la càmara.
Las palas metálicas que configuran casi todos los diafragmas, al cerrarse al máximo hacen que el sol rebote en el interior y se multiplique la refracción de esa manera tan vistosa.
Con lo que ya tenemos la formula. Que aplicada aquí, se reduce a una delgada estela sobre el mar, que no achicharra la foto, a la vez que agranda el espacio. La isla queda muy pequeña, pero la idea era captar al sol.
Si aplicaramos un filtro neutro, ó una simple gafa muy oscura, tendríamos un interesante claro de luna. Que es realmente lo que se ve en el cine, sin filmar necesariamente a la luz de la luna real.
Y sobre los rayos, al ser propios de la máquina por dentro, solo podemos aprovechar lo que cada uno tenga. Aparte de jugar con el so entre pequeñas fisuras para tratar de obtener un efecto parecido.
En este caso "hemos puesto" al sol colandose por la separación entre los dos toldos que conforman el vertice.
Que por cierto corresponden a la biblioteca de playa donde se pueden pasar largas horas de lectura ó jugando al ajedrez. Sobre tarima de madera y ...gratis
El resto es solo componer. En este caso cerrando el minimo espacio para dejar limpios los rayos.
O acompañar simplemente a este bellezón solitario en la playa.

 Y si nos esperamos a que el sol se vaya a dormir, y tenemos un soporte firme para apoyar la cámara. Todavóa se aprecian, aunque mucho mas débiles los rayos.
Un segundo mas tarde,  la luz en las nubes, nos da otro efecto cromático. Aqui se cae el sol literalmente por lo que hay que componer y disparar a la carrera.
Aprovechando la rendija entre el nubarrón y el mar. Con el juego de luces y sombras sobre la arena y las olas.
Adios, la ciudad me llama. Hace frío, hace viento, y la sensación térmica invita a buscar el calor de una cafetería con música, de las muchas que hay animadas a estas horas, y ver los "trofeos" del día.  Salud

18 comentarios:

  1. Además de con tu interesante lección de fotografía, se disfruta con esa luz única de invierno que tiene tanto de calidez como de frialdad. Espléndido.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Alfonso, ya sabes que la luz es esencial en fotografía, y a mas limite en la luz mas resultados sorprendentes. En este ocasión aprovechando precisamente ese "defecto" del sol rebotando dentro de la máquina.

      Eliminar
  2. Tus fotos son preciosas, a mí también me da por desafiar lo correcto y me gustan las fotos apuntando al sol, entre ramas o directo al objetivo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así me gusta marijose que desafiés lo corriente para encontrar lo especial. Eso es lo que te hace especial dicho sea de paso. Gracias

      Eliminar
  3. Hola, Carlos, qué tal...?

    Pues la verdad, es que viendo las fotos ha habido un momento que estado a punto de acercarme a correr las cortinas porque creía que el sol me estaba dando de cara... je, je...

    Y pensando... ¿Sabes?, es sorprendente que lo que captura una cámara coincide en su mayoría con lo que nuestro cerebro recrea de lo que creemos que es el entorno ahí delante de uno mismo. ¡Es realmente sorprendente! Son dos sistemas diferentes de recreación y representación de un medio y coinciden en gran parte, o en su mayoría del contenido. Luego, que a dos personas les preguntes –por separado– qué es lo que ven en esa imagen, que expongan detalles, y no van a coincidir tanto, esta vez no... Pero la coincidencia de los dos sistemas, sí que sorprende sí.

    Gracias por este sorprendente entretenimiento de hoy.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenos días Juande, y muchas gracias por tu comentario. Es cierto lo que dices, y por eso lo apasionante de la fotografía. Representar en un fotograma todo lo que uno es capaz de transmitir. Me gusta mas sintetizar y fijarme en lo poco para llevar a la idea del resto, que las grandes panorámicas donde esta todo lo que cabe en la cámara.
      Lo que pasa es que esta vez había que hacer protagonista al sol, sin quemar el resto del escenario.
      Lo fácil es que la luz siempre es la protagonista de la imagen y el resto es solo decoración.
      Gracias amigo. Salud y un abrazo.

      Eliminar
  4. ¿Encontraste la cafetería con música? Te imagino allí repasando y disfrutando de tus trofeos :-)
    Pero estas lecciones, Carlos, no pueden ser gratis. Deberías poner una tarifa para sufragar gastos. Supongo que un equipo fotográfico requiere una constante renovación.
    Tus fotos me gustan todas. Me parece que has seleccionado bien la de portada, pero yo me quedo con la primera de la palmera al atadecer...no sé por qué.
    Bueno Carlos, hasta la próxima!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Emilio, si encontre alguna a pesar de ser invierno, e incluso alguna con espacio para bilar al ocaso. jaja. Eso es magia en esta playa.
      Lo de renovar equipos, a pesar de lo que supuestamente avanza la técnica, no es necesario en absoluto. Es otro cuento mercantil del consumismo que nos maneja. La cámara sigue siendo una caja oscura, y las opticas mejores ya se fabricaban cuando el desembarco de Normandía.
      Yo creo saber porque te gusta mas esa foto; porque quizás sintetice mas que otras la "sensación" de frío, por la soledad y los tonos, y de soledad propia del atardecer.
      No por meter mas palmeras ni arenal en la foto expresa mas. Así solo aumenta el paisaje, pero el sentimiento lo provoca el menor detalle y el observador "añade" inconscientemente su propio paisaje imaginario a partir de lo pequeño.
      Muchas gracias y un fuerte abrazo.

      Eliminar
  5. Muy buena lección de rebeldía, con excelentes resultados. Alternando la visual de la nieve en las 'Noticias' con las instantáneas tuyas, sales ganando en estética....
    Aunque ahora es mejor la nieve, claro.
    Buen trabajo, forastero!!.

    ResponderEliminar
  6. Buenos días Blas, por supuesto que mejor la nieve. Lo primero porque es agua que ha llegado para aliviar los veranos y a la madre que parió a los politicos que no hacen nada. Y lo segundo porque es lo que procede en nuestras latitudes, como también toca hacerles ver a los paletos de asfalto del gobierno, que estos son inviernos como dios manda. Lo que ellos no saben es aprovecharlos y les para el pais.
    Mi infancia rural ha sido peor, pero ahora el frío lo soporto menos. Y a ellos también. ¿Alertas por cuatro copitos?. Estamos buenos...
    Por eso me ando por las palmeras, huyendo de ciertas realidades. Muchas gracias y un abrazp amigo.

    ResponderEliminar
  7. Cayetano E. Banegas9 de febrero de 2018, 3:29

    Estimado Carlos, ya ves que pasa el tiempo y sigo acordándome de ese articulo en el que hablabas tan bien de mi, lo cual te agradeceré siempre.
    Al ver esa magnífica estampa de Benidorm he salido a mirar el día de hoy aquí en Archena y veo que ese mismo sol va apareciendo y haciéndose fuerte entre este frío, al que no estamos acostumbrados por estos lares. Bueno, tan solo era mandarte un saludo y recuerdos desde el Balneario. A ver si una noche me sorprendes y hacéis una visita. Seguro que me tendrás que recordar “soy Carlos, el de “Madrid al pijo” , ya verás que por aquí el invierno no es tan fiero como lo pintan. Un saludo, Cayetano��

    ResponderEliminar
  8. Amigo Cayetano, me alegro infinito de saber de ti y siento no haberte contestado antes porque estaba fuera de "cobertura" por un viaje. Y sigo diciendo lo mismo; que no hay como una sesión de buena música y baile, para pasar ese horario digestivo entre la cena y la cama.
    Precisamente lo que daba, y espero que siga dando tanto prestigio y diferenciación al balneario de Archena. Y espero que esa característica se siga dando y no muera nunca, porque la distinción de calidad de un establecimiento hostelero no está precisamente en lo corriente que se les exige, sino en la nota que los distingue del resto.
    Espero que se les haya quitado de la cabeza lo de suprimir el baile y dejarlo en un balneario mas, porque si no es por el baile nocturno, tengo otros donde ir puestos a igualarse en todo.
    Espero que sigas poniendo esa calidad musical al servicio de los que disfrutamos con el abrazo antes de acostarnos. Un fuerte abrazo amigo y seguimos en contacto. Salud para Archena

    ResponderEliminar
  9. Hola Carlos, un post de una pedagogía visual funcional y bella que muestra, explica, orienta e invita a la exploración y al aprendizaje. Y con ese forma, tan tuya, de desgranar las frases como chorritos de agua que caen sobre la tierra sedienta. Chapó. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Buenos días Miguel, Muchas gracias por tus palabras. Lo de la "sed" me trae a la cabeza las estupendas imágenes que nos vas mostrando en tu muro de esa zona desértica con tantas connotaciones en nuestra historia. Y que con el cambio climático lamentaremos. Un abrazo fuerte y que sigamos disfrutando de imágenes bellas.

    ResponderEliminar
  11. Por fin puedo entrar en tu casa!!

    He buscado un post antiguo mio y he pinchado en su comentario..aqui estoy admirando, como siempre, esa maravillosa vision de la realidad que nos ofreces y tan generosas explicaciones.
    Tus palabras nos inspiran.
    Un abrazo, y, espero que hasta pronto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Rosa, a mi me vencen también estas dificultades técnicas, ó como dirían en mi pueblo, los emborricamientos de estos chismes. Que de vez en cuando como con mi Mac se comportan como auténticos jumentos peceros.
      Pero bueno, si conseguir unos rallitos de sol nos hacen felices, genial. Un beso grande y muchas gracias por comentar.

      Eliminar
  12. ¡Qué bonitos los rayos del sol! seguro que se necesita una buena cámara para poder hacerlo. Lo has explicado muy bien... pero no me he enterado, claro, no tengo ni idea de fotografía, solo sé dar el clik y ya está.
    Las fotos me encantan, la luz, el mar, la playa vacía invitan a pasear. Pero estoy un poco lejos.
    Besotes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Estrella, te aseguro que la cámara es lo de menos para conseguir estos efectos. Es lo de "menos" no claro, porque alguna hace falta, ó por lo menos un móvil de cuando no eran "inteligentes" siquiera.
      Te cuento un truco antiquísimo-de los tiempos de lo analógico, y superconocido por el sector histórico.
      Siempre hay que llevar encima un cacho de vidrio como de 6x6 ó así para hacer experimentos sin guarrear la lente de la cámara.
      Se convierte así en nuestro filtro creativo mas barato y versatil antes de la época en que se fabricaron industrialmente y ya los conoce casi todo el mundo, incluso se incorporan en infinidad de aplicaciones gratis.
      Se frota con baselina, y se hace una cruz cruzandola con una pinta muy fina. Se coloca con una mano delante del objetivo haciendo coincidir la "estrella" con el sol, y ya saldrán los rayos en la foto.
      De nada guapa, espero que practiques, que antes que la pasta para todo estaba la imaginación. Un besazo y muchas gracias.

      Eliminar